22/9/17

94 pequeñas cosas que me hacen feliz

     Esta mañana iba a escribir sobre alguna cosa, un relato a medio hacer en mi cabeza, una reflexión de escritora o el cuentacuentos que hice ayer. Pero en mi camino mañanero por las redes sociales me he encontrado un video de una mujer que hablaba de la felicidad.


    Todo lo que dice es posible que lo hayamos escuchado alguna vez, o lo hayamos leído en algún libro de autoayuda. Pero tiene toda la razón del mundo. Para resumirlo habla de que las personas estamos tan acostumbradas a tener las necesidades básicas tan cubiertas, que no nos damos cuenta de su importancia. Y cada vez necesitamos más cosas y estamos más insatisfechos. Esto desemboca en niños que no se dan cuenta de lo que tienen. Ellos jamás nos oyen hablar de las cosas pequeñas que nos hacen feliz cada día. De esas básicas que se dan por hechas, pero que son muy importantes.

     Por eso, hoy quiero hablar de esas pequeñas cosas que a mí me hacen feliz, esas cositas que me alegran el día sin darme cuenta.

          1.- Las sonrisas de mis hijas.
          2.- El olor a café.
          3.- Ver una serie de televisión que ya había visto antes.
          4.- Encontrarme que ya empieza la nueva temporada de una de mis series.
          5.- Una postal en mi buzón.
          6.- Un progreso en mis hijas.
          7.- Ese mensaje mañanero que me pregunta cómo estoy.
          8.- Ducharme sin prisas.
          9.- Notar el agua caliente en la ducha por mi cara.
         10.- El olor a pimientos asados.
         11.- Saber que soy igual que mi abuela.
         12.- Saber que mi sobrina y mi hija se parecen a mí.
         13.- Ver la cara de mi abuela viendo a mis hijas.
         14.- Haber tenido la mejor madre del mundo.
         15.- Tener una buena educación.
         16.- Un beso en mi nuca.
         17.- Una llamada inesperada.
         18.- Meter los pies en el agua del mar.
         19.- Escribir con pluma.
         20.- Un comentario nuevo en mi blog.
         21.- Un correo de un desconocido diciéndome que le gusta lo que hago.
         22.- Notar el sol en mi cara mientras me siento en un banco sin prisas.
         23.- Captar vida a través de una fotografía.
         24.- Cenas improvisadas.
         25.- Ver fotos antiguas.
         26.- Taparme con una buena manta cuando hace frío.
         27.- Beber agua después de hacer deporte.
         28.- Que me hagan la comida.
         29.- Un buen puchero con sabor a Ciudad Jardín.
         30.- El olor a jazmín.
         31.- Andar entre naranjos.
         32.- El olor a lluvia.
         33.- Observar como caen los truenos en la lejanía mientras canto Sonrisas y lágrimas.
         34.- Enseñarle a mis hijas mis películas de mi infancia.
         35.- Los te quiero diarios.
         36.- Los besos de despedida en la puerta del colegio.
         37.- Dar el pecho a mis hijas.
         38.- Largas conversaciones de teléfono compartiendo confidencias.
         39.- Hacer planes con la gente que me quiere.
         40.- Encontrar nuevos amigos cuando y donde menos te esperabas.
         41.- Hacer el amor con el hombre de mi vida.
         42.- Poder dar besos siempre que quiera.
         43.- Vivir a través de los libros.
         44.- Escribir, escribir, escribir.
         45.- Leer, leer, leer.
         46.- Ver a mis hijas jugar con su padre.
         47.- Comerme una buena ensalada. 
         48.- El tomate, en todas sus variedades.
         49.- Queso que no falte.
         50.- Los días nublados en la playa.
         51.- Mi colección de tazas.
         52.- Que me regalen un libro.
         53.- Volver a ver a mis amigos de la infancia.
         54.- Mis buenos recuerdos.
         55.- Taparme en el sofá con una manta suave.
         56.- Las caricias en mi cabeza.
         57.- Cosquillitas en mi espalda.
         58.- Cambiarme el pelo de mil formas distintas.
         59.- Un mensaje tipo: me acabo de acordar de ti porque...
         60.- El agua fría en una tarde de verano.
         61.- El canto de las cigarras.
         62.- Disfrutar de la playa todos los días del verano.
         63.- El romanticismo.
         64.- Descubrir cosas nuevas, aprender de nuevo.
         65.- Estudiar.
         66.- Reírme a todas horas, por tonterías, o por lo que sea. Pero reír. 
         67.- Asomarme a una terraza.  
         68.- Que mi hija lea conmigo.
         69.- Dormir un poquito más.
         70.- Cantar a grito pelado en el coche con las ventanillas subidas.
         71.- Bailar en mitad de la calle.
         72.- Sentir las primeras gotas de lluvia.
         73.- Una conversación de adultos.
         74.- Confidencias de mis hijas.
         75.- El día de Reyes.
         76.- La familia. 
         77.- Seguir enamorada y enamorarme todos los días.
         78.- El amor de mis hijas.
         79.- Jugar a juegos de mesa.
         80.- Los sabios consejos de mis amigas.
         81.- Tener amigas muy distintas entre ellas. No verlas todos los días pero saber que están ahí.
         82.- Que mis hijas me sorprendan con sus pensamientos.
         83.- Tener la suerte de encontrar grandes profesoras de vocación en el camino de mis hijas.
         84.- Un cuentacuentos, un teatro, un musical, una ópera, un ballet o un concierto.
         85.- Que mi compañero de vida me sigue haciendo reír todos los días de mi vida.
         86.- Llorar a moco tendido con las películas y que me abracen sin preguntar.
         87.- Llorar mientras me leo un libro y reírme porque las lágrimas no me dejan seguir leyendo.
         88.- Esa capacidad de poder llorar y reír al mismo tiempo.
         89.- Ser observadora.
         90.- Los cachorros.
         91.- Acariciar a los animales.
         92.- Escribir un relato con alguien.
         93.- Encontrar más cosas que me hacen feliz que las que me entristecen.
         94.- Hacer esta pequeña lista.

      Podría seguir con esta lista, pero creo que 94 es un gran número. Así que lo dejo por ahora. Y a ti, ¿qué pequeñas cosas te hacen feliz?




10 comentarios:

  1. A mí me ha hecho feliz tu lista de esas pequeñas cosas que hacen que la vida sea grande. Y espero que las valoremos y no las echemos a perder con grandes cosas que pueden hacer que nuestra vida sea pequeña.
    ¡Abrazo, Hermana de Letras! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, toda la razón, la verdad que el escribirla también me ha hecho feliz, asíq eu supongo que puede ser una buena terapia.
      Un besillo.

      Eliminar
  2. Qué bonito ser agradecida con la vida y saber valorar cada pequeña cosa que nos regala y que nos hace felices. Listas como la tuya, María, son muy importantes. No sea que perdamos de vista que los mayores tesoros, sin los que no podríamos vivir, pasan a nuestro alrededor y a diario.

    Un post precioso y lleno de optimismo, ¡me ha encantado! :)

    Besillos de viernes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, esos tesoros los tenemos a mano y a veces se nos escapan, pensando que son simples momentos. No lo son, deberíamos agarrarlos con fuerza.
      Un besillo.

      Eliminar
  3. Una lista llena de cosas sencillas que son las que realmente constituyen la felicidad. Lástima que mucha gente no se haya dado cuenta y ponga la suya en cosas difíciles y muy sofisticadas. Están condenados a la frustración.
    Un beso y enhorabuena por encontrar en tantas cosas motivos para ser feliz.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A veces solo vemos lo malo, yo aconsejo a esas personas que dices que solo ven lo malo, que hagan una de estas listas, seguro que les ayuda.
      Un besillo.

      Eliminar
  4. Las pequeñas cosas siempre serán las más importantes...muchas gracias.

    https://tecnolisto.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  5. Qué buena lista. En la mayoría de las cosas que enumeras lo que te hace feliz tiene que ver con cuestiones sencillas, que todo el mundo, en su mayoría, tiene a la mano, y sin embargo ignora asumiendo que la felicidad siempre está en otro lugar.

    A mí me hace feliz o, mejor dicho, me pone satisfecho, escribir, acompañarme de un café, de la música y de la noche.

    Saludos y saludes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí me encanta también escribir con un café y con música, ahora la noche se la dejo a escritores como tú. Yo estoy tan agotada que no podría hilar ni una frase.
      Un besillo.

      Eliminar

Deja tu huella. Me encantaría leerla.