21/3/17

Calculando



                Se asomó sola por la escotilla para ver amanecer, o eso dijo abajo. Su cabeza solo asomaba sus grandes ojos a través de la pequeña ranura. No miraba aquella esfera brillante anaranjada que estaba saliendo.
Estaba calculando la hora exacta, el momento adecuado, el sitio perfecto para que su marido cayera al agua. Ya estaba harta de sus tonterías de viejo, quería disfrutar de todo aquel dinero ella sola.


12 comentarios:

  1. Hola Maria.
    Me sacó una sonrisa un tanto sarcastica.
    Esta bueno pues la historia detras la genera el lector. Es el objetivo de los micros.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, me alegro de haberte sacado una sonrisa, aunque sea sarcástica.
      Un besillo.

      Eliminar
  2. Escueto y claro mensaje: Cuando el conjugue estorba que mejor manera de librarse de él que tirándolo por la borda ¿Bastará un simple empujón?

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Veremos a ver, a lo mejor no es solo el empujón...
      Un besillo.

      Eliminar
  3. Con el mismo inicio qué diferentes micros se leen por aquí. Muy bueno, María. Hay que ser taxativo y directo. Al agua con él.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, todos nos presentamos al mismo concurso. ASí que lo verás a menudo.
      Un besillo.

      Eliminar
  4. Una buena idea para hacer desaparecer un marido. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A ver si le sale bien. A veces esas cosas por mucho que se empeñen, no salen.
      Un besillo.

      Eliminar
  5. jajaja. Pocas palabras para oscuros deseos. Muy poco poética esa espera pero eminentemente práctica y materialista.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sobre todo materialista. EL que algo quiere algo le cuesta. Así que solo hay que tirarlo por la orda.
      Un besillo.

      Eliminar
  6. Mala mala mala la mujer de tu micro, María jaja

    Saludos y saludes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un poco mala si que es. Pero para que haya personas buenas, tiene que haber malas.
      Un besillo.

      Eliminar

Deja tu huella. Me encantaría leerla.