26/7/16

Sueños rotos



                Contrato firmado, ilusiones en alza. El escritor leía y releía su firma en aquel cúmulo de promesas. Promesas que pronto se volvieron vacías.

                No tardó  en darse cuenta de que aquellas letras contenían muchas pequeñas y llenas de trampas. Su primer libro, en el que había puesto toda su alma, al que había dedicado seis años de su vida, quedaba relegado a alguna esquina de las pocas librerías a las que llegaba.


                Veía otros libros de la editorial alzarse a puestos insospechados, mientras el suyo empequeñecía a cada paso. Las redes sociales no lo conocían, las entrevistas en los periódicos quedaban sin publicar, sus llamadas a la editorial sin contestar.

                Hasta que al final perdió la esperanza, y su libro quedó olvidado en cualquier cementerio.


20 comentarios:

  1. Negro futuro para algunos escritores. Pobres diablos! Qué será de ellos y de sus (vanas) esperanzas.
    Has condensado toda la congoja que se puede sentir en tal caso en tan solo una pocas, pero muy bien escritas, líneas.
    Abrazos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. La verdad es que este mundo es difícil, y supongo que para algunos más que para otros. Para este pobre escritor no es tan fácil como pensaba. Y encima parece que la editorial tampoco se lo pone fácil.
      Un besillo.

      Eliminar
  2. ¡Ay! las editoriales lo ponen fácil muy de vez en cuando y siempre que vislumbren en el horizonte beneficios importantes. Los escritores que triunfan en los anaqueles no siempre son los mejores. (Consuelo)
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. También hay editoriales que se aprovechan de las ilusiones del escritor, y escritores que se creen que escriben mejor de lo que lo hacen...
      Nunca se sabe lo que nos puede pasar como escritores.
      Un besillo.

      Eliminar
  3. Será difícil abrirse paso en el mundo editorial. Ellos quieren beneficios y hay muchisimas y no todas venden bien, no digo a los escritores, más difícil todavía. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un mundo complicado, y hay editoriales que se aprovechan de eso.
      Pero hay que dar gracias por las buenas editoriales que se preocupan por el escritor.
      Un besillo.

      Eliminar
  4. Editoriales mediocres que no se la juegan por sus autores y/o autores mediocres que no se la juegan por escribir algo realmente bueno que valga la pena ser leído y la deforestación. Hay de todo en la viña del señor.

    Más saludos!

    ResponderEliminar
  5. Es que todo es negocio y el buen negocio no siempre coincide con la buena calidad. Qué angustioso tiene que ser para el escritor todo eso que describes.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que sí, sobre todo cuando para la editorial lo único que hay es negocio.
      Un besillo.

      Eliminar
  6. Justo el problema de todos los que en el fondo soñamos con ver nuestros libros en las principales estanterías del mundo.
    Pero bueno, la lucha sigue ja ja ja ;)
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que sí, lo importante es no rendirse nunca.
      Un besillo.

      Eliminar
  7. ¡¡Jopetis!! ¡¡María!! U.u

    ¡¡Qué lastimica de Libro!! Ya me lo imagino solito, en la última estantería de una Librería, con Lágrimas entre las Letras... Pero... De pronto... Unos dedos los palpan con mimo, Alguien lo ha sentido y se ha ido directo a aquel rincón olvidado... Lo adopta y se lo lleva para casa ;)

    ¡¡Muchos Besineeees Mágicos!! *-*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, quien sabe lo que puede pasar con ese pequeño libro olvidado en algún rincón...
      Un besillo.

      Eliminar
  8. Espero sinceramente que el tono negativo de tu relato no refleje ni lo más mínimo de una experiencia personal, ahora que tú misma te has embarcado en ese primer proyecto editorial
    Muchos besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues la verdad es que no está basada en una experiencia personal. Yo he tenido mucha suerte, pero sí que existe gente que no ha tenido tanta.
      Un besillo.

      Eliminar
  9. Alguien encontrará ese libro en ese cementerio y lo leerá una vez más, con ser publicado ya es una joya. Bravo por ese libro solitario!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Claro que si, los libros están para eso, para ser leídos, y siempre encuentran a alguien que cumple ese cometido.
      Un besillo.

      Eliminar
  10. Estoy con Miguel Ángel, alguien encontrará ese libro y sabrá darle el valor que merece.
    No hay que decaer, nunca!

    Besitos, :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, nunca se sabe los tesoros que te puedes encontrar en esos cementerios.
      Un besillo.

      Eliminar

Deja tu huella. Me encantaría leerla.