10/3/16

Unos crecen, otros menguan



                Una mañana cualquiera de un día cualquiera de la era actual, todos los niños del mundo se levantaron enfermos.

                Las madres colapsaron urgencias, y los pediatras no daban abasto. Los niños presentaban algunos síntomas parecidos y otros muy raros, de los cuales se desconocía su procedencia.

                Los síntomas más frecuentes eran el picor en ciertas zonas del cuerpo. Algunos de los niños crecían mucho más rápido de lo normal, y otros menguaban sin razón alguna.

                Al tercer día de esta gran epidemia, todos los adultos empezaron a tener fiebres muy altas.

                Al cuarto día todo sucedió muy rápido. Las plantas crecieron cubriendo edificios y destrozando carreteras. La Tierra se cubrió de verde y el mar creció sin medida. Todos los niños del mundo mutaron en diferentes seres: sirenas, hadas, orcos, unicornios, duendes, ogros, centauros, dragones, elfos, brujas, magos, grifos, hipogrifos, ent, demonios, furias, centauros, hombres lobo, valkirias, súcubos,… Y los adultos se evaporaron en gotas febriles.

                En el cielo una estrella brilló más de la cuenta, y si escuchabas con atención la podías oír decir: “Deseo concedido”.





32 comentarios:

  1. Dicen que hay que tener cuidado con lo que desea porque puede hacerse realidad... Pues alguien debió tener un deseo de lo más original :))

    Buen micro, María, ¡sorprendente! Me ha gustado mucho.

    Un besillo de jueves!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que sí, por ahí me han dado un soplo de quien ha podido ser (Campanilla), jejeje.
      Un besillo.

      Eliminar
  2. Esto tiene más de realidad que de ficción.
    besitos

    ResponderEliminar
  3. Razón tiene Julia. Cuidadín con lo que se desea. Y es algo más que una frase. Alguna vez creo que todos lo hemos experimentado. Un relato muy sugerente.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Rosa. El deseo a veces se cumple y pueden pasar cosas como esta.
      Un besillo.

      Eliminar
  4. Buen micro Maria, y cuando se desea algo hay que pedir por lo Bajito. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja no sé yo si las estrellas pueden oirlos...
      Un besillo.

      Eliminar
  5. Ya se sabe que cuando los dioses desean castigarnos, responden a nuestros deseos. Tu micro está genial, me ha resultado muy inquietante y sorprendente, felicidades. Buena suerte en el concurso.
    Un beso enorme, María

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. A veces hay que pensarse mucho lo que pedir.
      Un besillo.

      Eliminar
  6. Qué historia, María! No solo la idea es original, sino que lo describiste de una manera sorprendente: un texto perfecto. Por lo menos para mí. Supiste crear un universo inmenso, colorido y potente, haciendo un muy buen uso de palabras precisas, moderadas y contenedoras. Un equilibrio perfecto. Una lupa puede concentrar toda la luz del sol, en un solo punto: eso es básicamente un microrrelato.

    No me queda más que felicitarte.

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Viniendo de un experto en micros, este piropo es mucho, jejeje.
      Muchas gracias.

      Eliminar
  7. jajaja, tremedo María. Qué gran deseo! Ojalá suceda...y ojalá me toque la bruja :) Besos guapísima

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí también me gusta la bruja, jeje, así que habrá más de una.
      Un besillo.

      Eliminar
  8. Tremendo y precioso, me ha encantado este micro, entretenido nuevo y dice tanto en tan corto espacio de letras... Fantástico micro fantástico. Un besito estelar María.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Mercedes. Me alegro de que te haya gustado tanto.
      En tan pocas palabras es difícil contar una historia, pero se intenta, jejeje.
      Un besillo.

      Eliminar
  9. Me ha gustado mucho María! Es conciso e intenso, muy imaginativo. Felicidades! ; )

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. Me alegro de que te haya gustado.
      Un besillo.

      Eliminar
  10. jajaja menudo deseo!!!
    Hace unos días volviendo del trabajo vi una estrella fugaz, (debí pedir lo mismo) :D

    Muy bueno María, besitos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buenopara la próxima seguro que no se te escapa.
      Un besillo.

      Eliminar
  11. Hola María. A lo mejor el deseo forma parte de un plan para mejorar este mundo. Probablemente iría todo mejor. Muy buen micro. Saludos y suerte en el concurso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues viendolo como va ahora, seguro que sí, jejeje.
      Un besillo.

      Eliminar
  12. Sobre todo súcubos e íncubos son los que habitan este planeta...Y algún genio malévolo.
    Bonito cuento.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja algún que otro, si, te doy toda la razón. Jajaja
      Un besillo.

      Eliminar
  13. Hola María, guau, vaya deseo concedido!, muy creativo. Éxitos y bendiciones

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias. Ya sabes, a pedir, ¿Quién sabe quien estará escuchando?
      Un besillo.

      Eliminar
  14. Lindísimo, lástima que, a esta altura, entro en la categoría de los que se evaporan ;_; Me habría gustado ser una sirena, jeje

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo malo, que nosotros nos evaporaríamos todos, pero nuestros niños serían seres fantásticos.
      Un besillo.

      Eliminar
  15. ¡Anda que cómo se cumpla!
    Yo quiero ser hada, por fi.
    Un micro muy original, María.
    Un besito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ok, ya tenemos, hadas, sirenas y brujas, jejeje.
      Un besillo.

      Eliminar
  16. Qué creatividad María...y con tan pocas palabras. Me ha gustado, sí señor!, lo malo es que me toca convertirme en gota. Será cuestión de pedir un deseo...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Veremos a ver que se puede hacer, jejeje.
      Un besillo.

      Eliminar

Deja tu huella. Me encantaría leerla.