16/11/15

Bloqueo de sueños



                Siento que mi momento se ha quedado atascado en algún lugar de mi historia. Veo pasar al resto de las personas a mí alrededor como si fuera una película a cámara rápida. Mientras yo las miro a lo lejos sin poder hacer nada para seguirlas.

               Veo sus sueños, que son los míos, como se cumplen, como se hacen realidad en este mundo cruel e injusto. Pero al fin y al cabo yo no hago nada para seguir los míos. Me deleito en los sueños de los demás. Juego con sus momentos y los disfruto, mientras los míos pasan de largo sin dejarme apenas olerlos ni sentirlos.


                Estoy aquí sentada viéndolos pasar, sintiéndome sola al no encontrar a nadie con quien compartirlos. Y pienso en ese momento de confidencias. Unas velas, música suave de fondo, una botella de vino. Y yo hablando sin parar, ante ese confidente que me escucha con una sonrisa en la boca. Ayudándome sin darme soluciones, simplemente escuchando mi pesar, mi alegría, mi momento y todos mis sueños que pasan por mi mente.

                Ese confidente que no está ahí para solucionar mis problemas. No necesito que nadie me los soluciones, solo que escuche mi voz, que me acune ante mis lágrimas y me serene ante mis gritos. Que me diga que me equivoco y que me diga que lo hago bien.

                Y quizás así mi bloqueo desaparezca. Vuelva a estar en sintonía con el resto de mi cuerpo, vuelva a tener la posesión de todos mis sueños. Y que por fin pueda moverme para conseguirlos. Porque sé que ellos están ahí, para mí, me necesitan, igual que yo a ellos. Aunque no consigo encontrar la forma de llegar hasta ellos.
  
       
      

22 comentarios:

  1. Ains... María... U.u

    Enredo buscando las fuerzas para vencer a la Pereza y salir de la cama... Y me encuentro con estas Letras en el Cara-Libro...

    No me funcionan muy bien los Pensamientos ahora mismo, pero me has tocado muy mucho el Corazón. Conozco a la Perfección esas Sensaciones, esos Sentimientos, los Sueños que nos miran...

    En fin... Solo quiero que sepas que estoy segura de que tus Sueños no te van a dejar en Paz, que son Fuerza, aunque a veces no lo parezcan. Y que bueno... Cuando no encontramos a esa Oreja tan necesitada, tenemos a nuestro mejor confidente en el Espejo: Somos los únicos que sabemos lo que somos capaces de hacer y de sorprendernos cuando superamos retos que creíamos Imposibles.

    ¡¡Muchos Besitos Mágicos!! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón. A base de vivir la vida, nos encontramos ante situaciones que no creíamos que fueran superables, y aun así, las saltamos sin esfuerzo o casi.
      Los sueños siempre van a estar ahí, mas lejanos o más cercano, pero en cuanto cumples uno ya tienes otro en mente. Nunca se acaban y eso es lo bueno.
      Un besillo.

      Eliminar
  2. Quizá si los sueños se plasman en una hoja de papel, uno debajo de otro, da igual el orden de prioridades, y se leen y releen un día tras otro, en voz alta, despierten tarde o temprano y se hagan realidad. Pero para eso hay que salir a la calle porque es ahí donde suelen materializarse, no encerrado en casa o tumbado sobre la cama.
    Hay que ir a por ellos.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por supuesto que en la cama tumbado los sueños no se realizan, a no ser que estes dormido, pero en cuanto te despiertes vuelves a la realidad. Los mejores sueños son los que más cuestan conseguir.
      Un besillo.

      P.D. Me parece buenísima idea el de plasmarlos sobre el papel.

      Eliminar
  3. Los sueños están ahí xq forman parte de ntros. Nadie dijo q fuera fácil alcanzarlos, puede hasta frustrar en cierto momento querer llegar a ellos y verlos muy lejos, pero por eso se llaman sueños, porque hay que luchar con fuerza para poder alcanzarlos.
    BEsos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Toda la razón, cuanto más luchemos más fácil sera seguirlos. Además siempre tendremos sueños nuevos que cumplir. Porque para eso somos seres humanos para ir cambiando con el tiempo. Sí siempre fueramos iguales, sería un rollo.
      Un besillo.

      Eliminar
  4. Te diría que salgas a realizarlos, que luches por ellos... pero, es cierto que es más fácil decirlo que hacerlo. Creo que cualquiera se siente identificado con tus palabras, ¿quién no se ha quedado alguna vez atascado entre lo que tiene y lo que quiere? Y la importancia de un confidente al que susurrarle que uno no está en su mejor momento... Ains. Muy buena reflexión, guapa.
    Un besote.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, a veces nos atascamos de tal manera que no sabemos seguir, la perspectiva de un confidente siempre ayuda, verlo desde fuera te hace tomar perspectiva (aunque me repita). Jijiji
      Un besillo.

      Eliminar
  5. Lo bueno de los sueños es que aunque a veces se escondan, siempre acaban por volver a mostrarse y a tirarnos de la manga para que les hagamos caso. No hay que conformarse, sé que tú no lo harás, y hay que peleear por ellos. Pero eso no quiere decir que no podamos detenernos un poco para descansar y replantearnos nuestra próxima estrategia :D

    Un besillo animoso de lunes, María!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los sueños siempre van a estar ahí, por mucho que queramos olvidarlos como tú dices, nos tirarán de la manga para que les hagamos caso.
      Y de vez en cuando pararnos a tomarnos un café no viene nada mal.
      Un besillo.

      Eliminar
  6. Creo que todos en algún momento nos hemos sentido así, por eso nos identificamos contigo. Muchas veces lo mejor es sentarse y descansar, dejar reposar la mente y luego comprobar qué es lo que tienes, qué es lo que quieres y cómo conseguirlo. Pero con calma, siendo consciente de que, casi siempre, lo que tienes es casi más de lo que necesitas.
    Me ha encantado leer tu reflexión. Un beso enorme, María

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón, lo que tienes es casi más de lo que necesitas. Es genial esa frase, porque es la pura verdad. Pero el ser humano el que más y el que menos, está hecho para ser ambicioso, siempre queremos más, más, dinero, más amor, más salud,...
      Un besillo.

      Eliminar
  7. Es muy difícil cumplir según qué sueños, por mucho que nos vendan, a veces la realidad se impone.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí es verdad que hay sueños casi imposibles, pero como he dicho, casi. Nadie dice cuanto tienes que tardar en cumplirlos. Pero es verdad que los más difíciles son los más gratificantes.
      Un besillo.

      Eliminar
  8. Haaa los sueños, esas dulces golosinas para el alma, y al mismo tiempo los bastiones que impulsan nuestra conciencia de querer alcanzar esa hermosa nube de algodón, que por cierto siempre esta más cerca de lo que vemos, tu reflexión es bella y dulce muy cercana a como nos sentimos cada vez que decaemos y que siempre habra alguien que escuche nuestras dudas para recargar nuestro cansado corazón y seguir adelante.

    un beso y un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bonitas palabras que describen perfectamente lo que son los sueños, esa nube de algodón. Me ha encantado.
      Gracias por tus palabras.
      Un besillo.

      Eliminar
  9. Para que los sueños se cumplan basta con cumplir con lo soñado. El deseo futuro siempre quedará para mañana, ahora es el momento de mirarse en el espejo de la vida y darse cuenta de que nuestros deseos están ahí, en nuestras manos, esperando ser gozados.
    ¡Abrazo grande, Hermana de Letras! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí que si. Esperándonos, a que luchemos por ellos.
      Siempre tendremos sueños nuevos que nos parecerán imposibles, y que cuando los logremos alcanzar no nos lo parezcan tanto.
      Un besillo.

      Eliminar
  10. Hay días donde parece que los sueños se alejan sin poder hacer nada al respecto. Las circunstancias, nuevos acontecimientos que surgen o incluso nuestro propio cansancio, hace que les perdamos un poco la pista. Pero no pasa absolutamente nada, descansamos lo que haga falta y los volvemos a buscar!! Los mismos o, quién sabe,... quizás unos mejores!! ;)
    Un besillo grandote!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Completamente de acuerdo contigo, a veces hay que respirar hondo y ver hasta donde nos lleva ese descanso. Es posible que encontremos otros sueños que nos gusten más o nos llenen el vacío que dejaron otros.
      Un besillo.

      Eliminar
  11. Dos reflexiones importantes en tu texto. Esos sueños que vemos pasar tan rápido ante nosotros y que muchas veces sentimos que se nos escapan entre los dedos sin poder hacer nada para alcanzarlos. Por otra, la necesidad de hablar, de ser escuchad@, del confidente que no soluciona nada,... pero que está ahí para escucharnos. Un sueño y alguien a quien contárselo. No necesitamos nada más
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son dos ingredientes magicos para que la fórmula funcione.
      Muchas gracias por comentar.
      Un besillo.

      Eliminar

Deja tu huella. Me encantaría leerla.