1/7/15

La búsqueda XIV



                Se notaba la ansiedad de la partida. Todas las hadas andaban de aquí para allá sin hacer nada en concreto. Las más jóvenes seguían a los buscadores sin ningún objetivo. Cuando estos les preguntaban que querían, salían volando o corriendo.


                La mañana siguiente era el día de la partida. Ellyon había descubierto muchísimas cosas que antes no sabía. Se sentía más fuerte que antes y sus poderes iban en aumento. Ahora podía sentir a los demás buscadores y a Fénix en su cabeza en todo momento. Era como tener seis mentes en una. Podría parecer un lio, pero Ellyon se sentía en paz. Podía saber de quién era cada pensamiento, y aun así le parecían suyos.


                Estaban todos en la colina moviéndose al unísono, cuando El Dríade notó un ser nuevo en su mente. No lo había sentido antes, pero notaba que era un ser con mucha fuerza. Se paró en seco, los pensamientos eran desordenados, y casi no podía seguirlos. Los demás lo notaron y pararon.


                - ¿Qué pasa Ellyon? – Licke lo miraba sorprendida. No conseguía conectar con él. Había cerrado todas sus barreras.


                Ellyon siguió sin contestar. Estaba demasiado concentrado en aquellas… ¡dos voces! Sonrió y abrió los ojos.


                - Tus pequeñas tienen hambre. – Se acercó a Edrielle y le tocó la barriga. Esta notó un pequeño revoloteo en su interior.


                - ¿Cómo es posible que tú lo sepas?


                - No lo sé. Las he sentido. Al principio pensaba que era una sola mente, sus pensamientos son diferentes, y parecen caóticos. ¿No los sentís ninguno?


                Todos lo miraron y negaron con la cabeza. Edrielle tampoco notaba sus pensamientos con tanta claridad. Las notaba, sí, pero de vez en cuando, y casi nunca sabía lo que estaban pensando. Como decía Ellyon, tenían pensamientos muy caóticos.


                Llamaron cada uno a su reina, y las reunieron a todas con ellos. Les expusieron lo que había pasado para saber si aquello era normal. Después de un rato de deliberación, habló Moira, la reina de los Silfos.


                - Edrielle, no debes preocuparte. Tus hijas saben que eres su madre. Tu conexión con ellas va más allá de la mente. Ellas son parte de ti. Pero necesitan a un ser fuerte que las proteja a ellas y a su madre, y han encontrado en Ellyon a ese ser. Saben que os protegerá con su vida. Y han reconocido su fuerza.


                Las reinas se fueron, dejando a los buscadores más confundidos todavía.


                - ¿Cómo es posible que me hayan elegido a mí? Abatwa lleva más tiempo que yo siendo Dríade, él tiene más fortaleza y experiencia.


                - Mis hijas te han elegido a ti. – Dijo Edrielle, mientras acercaba la mano de Ellyon a su barriga. – Ellas quieren que seas tú.


                Las hadas se dispersaron, Morrigu se fue con Fénix, Edrielle se fue a descansar y Ellyon se quedó mirando como Abatwa y Licke se alejaban cogidos de la mano. Desde aquel momento con Fénix, Licke y Abatwa habían estado más unidos. Peleaban juntos y se pasaban las horas sentados hablando y riendo. Él los miraba a cierta distancia, con una pequeña punzada de celos. Antes era él el que hacía reír a Licke. Pero su amiga prefería ahora la compañía del otro Dríade.


                Decidió ir a entrenar un poco solo, tantas emociones debía canalizarlas como le había enseñado su maestra Eglantina. Así que volvió a subir a la colina de entrenamientos y comenzó su entrenamiento de levitación. Cada vez lo hacía mejor, ya casi volaba sin necesidad de alas.


                De repente un sonido le hizo caerse. Era un sonido leve en la espesura, pero aun así le hizo volver su atención. Podría ser cualquier animalillo, pero el instinto de Ellyon le decía que aquello no eran animales.



8 comentarios:

  1. Gran capítulo, antes de iniciar la búsqueda. Ellyon nos sorprende con nuevas virtudes, como su capacidad de estabilidad en una mente compartida con el resto de Dríades y es esa unión con las criaturas de Edrielle. ¿Que será lo que ha escuchado entre la espesura?...
    Misterio en este mundo de fantasía donde dejar volar la imaginación. Me encanta, María.
    ¡Abrazo, Hermana de Letras! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un poquito de misterio nunca viene mal, jeje. En muy poco empezamos la Búsqueda. Un besillo.

      Eliminar
  2. Ayyyy, ¿Qué será ese sonido en la espesura?
    Me está gustando kmuchísimo. Un besito.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ummmm seguro qeu no son los únicos seres mágicos que existen y que quieren los huevos de dragón. Y lo dejo ahí. No quiero dar más pistas. Un besillo.

      Eliminar
  3. Ainssss qué tierno me ha parecido que las pequeñas hayan elegido como su protector a Eyllon, e imagino que eso le hará sentirse a él más importante e integrado. Estoy ansiosa por que empiece la búsqueda, pero antes habrá que saber qué es eso que se esconde en la espesura...

    Fantástica entrega, María. Interesante y amena, como siempre :)

    Besillos de jueves!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pronto empieza la búsqueda. Cada uno tiene su papel, y todos son importantes en esta búsqueda. Un besillo guapa.

      Eliminar
  4. El poder de Ellyon aumenta y ahora es capaz de percibir los pensamientos de las hijas de Edrielle que están por nacer. Además, eso quiere decir que estas le han elegido para ser su protector: otro elemento a la vez mágico y original de tu mano. También nos muestras lo que podría ser el inicio de una nueva relación entre Licke y Abatwa desde la perspectiva inocente de Ellyon, que para ello es un niño, aunque haya madurado un poco con esta nueva experiencia. Por otro lado, acabas el capítulo con algo inesperado, y nos dejas en suspense.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cada personaje tiene lo suyo, y sí, una nueva relación, un nuevo poder, una nueva conexión. En el próximo capítulo encontrarás más cosas nuevas...

      Eliminar

Deja tu huella. Me encantaría leerla.