25/3/15

La princesa del bosque



                Todo estaba dibujado en la pequeña libreta gris que llevaba en el bolsillo de su pantalón. Las hadas revoloteaban a su alrededor llenándolo todo de magia. Los duendes bailaban en torno a sus pies mientras unos gnomos tocaban una música celestial. 


      La princesa del bosque danzaba con los pies descalzos y los ojos abiertos de par en par. Una voz lejana la interrumpió, paró en seco sus movimientos, y rápidamente sacó su libreta, arrancó la hoja y la rompió en mil pedazos. Estaba en su habitación y su madre la llamaba para cenar. Guardó su cuaderno y corrió escaleras abajo. Volvería más tarde.




10 comentarios:

  1. El mundo de fantasía está en aquel que lo crea, en aquel que lo admira y lo vive, en la princesa del bosque, en la imaginación de esa pequeña niña... ¡Fantástico micro María!
    Un abrazo compi! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Edgar. La verdad es que la imaginación de los niños no tiene límites. Un abrazo compi.

      Eliminar
  2. Bendita imaginación la de los niños para vivir la fantasía!! Apuesto a que después de la cena, la princesa retornó al bosque sin problema :)

    Un micro precioso, María!!

    Besilos de miércoles.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siiii, los niños son mágicos. No les hace falta pensar para hacer volar la imaginación. Un besillo Julia.

      Eliminar
  3. ¡¡Aiiiiix!! ¡Qué lindis! ¡María!
    ¡Y Super Mega Mágico! *-*
    Yo creo que eso no solo le pasa a los Peques... Sino a todos los que tenemos la Fantasía grabada en el Corazón desde que somos Enanos...
    ¡Muchos Besis! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. siiii, ¡Quién no se ha imaginado alguna vez un mundo distinto a su alrededor? Lo mejor de la imaginación es que la puedes utilizar. Un besillo cielo.

      Eliminar
  4. Con lo bien que estaba ella metida en su mundo imaginario... Precioso.

    ResponderEliminar
  5. Seguro que puede volver cuando quiera, así son los niños. Un besillo.

    ResponderEliminar
  6. Ainsss... quién volviera a tener esa imaginación, cuando lo único que necesitabas era soñar!
    Muy lindo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aún se puede. Seguro que si te concentras lo consigues. Un besillo guapa.

      Eliminar

Deja tu huella. Me encantaría leerla.